Según BNN Bloomberg, el banco central de Israel supuestamente completó las pruebas para una moneda digital del banco central (CBDC) utilizando tecnología Ethereum.

La prueba se llevó a cabo en un entorno experimental y cerrado, basado en la arquitectura Ethereum, que involucró la emisión experimental de tokens que representan shekels digitales y su transferencia en billeteras digitales.

Como parte de su piloto, BOI probó con éxito su capacidad para programar una transferencia del certificado de propiedad del automóvil utilizando tokens digitales no fungibles (NFT). La transacción fue instantánea, sin riesgo ni necesidad de intermediario central o fiduciario.

Finalmente, BOI pidió a los actores de la industria que propongan aplicaciones inteligentes que puedan construirse de manera prospectiva en la infraestructura de un futuro shekel digital.

La postura madura del gobierno israelí al experimentar con Ethereum refleja la importancia de buscar una sociedad futura más justa y democrática, apostando por los beneficios de usar tecnologías descentralizadas sobre las centralizadas existentes, dando como resultado la creación de un ecosistema completo para el shekel digital. que opera armónicamente con otros criptoactivos.