Por fin ha llegado la tan esperada actualización de la red Bitcoin. El nuevo protocolo, Taproot, preserva la privacidad en la cadena de bloques de Bitcoin y aumenta la eficiencia al reducir los costos y el tamaño de las transacciones.

La actualización, que se completó en junio, ha estado en proceso durante siete años. Combina transacciones complejas con transacciones simples sin sobrecargar la cadena de bloques.

La nueva actualización hace esto reemplazando el protocolo de firma de Bitcoin actual con firmas de Schnorr. Estas firmas son más rápidas y aumentan la privacidad de las transacciones, además de facilitar la implementación de contratos inteligentes simples.

La nueva actualización de Bitcoin es buena para todos los involucrados. Realizará transacciones con múltiples firmas, lo que requiere que múltiples signatarios aprueben una transacción a la vez, que es más barata y más fácil de realizar. Hacer un mejor uso del espacio finito de Bitcoin hace que la cadena de bloques también sea más escalable.

Taproot es la actualización más significativa de Bitcoin desde SegWit en 2017. SegWit corrigió una serie de errores, permitió que se colocaran más transacciones en cada bloque y sentó las bases para canales de pago de segundo nivel como Lightning Network.